Imagen de entrada Sara gil

¿Qué es la Retrognatia mandibular?

La retrognatia es una anomalía ósea que consiste en la falta de crecimiento del hueso mandibular. Dando como resultado una mandíbula más pequeña que la que tendríamos en condiciones de normalidad. Cuando se produce esta situación, existe una discrepancia ósea entre los huesos maxilar y la mandíbula. Existiendo una mala alineación entre los mismos.

La armonía de nuestra cara es uno de los principales problemas con los que podemos encontrarnos. Tanto a nivel estético como funcional. En el caso de la problemática que estamos mencionando, nos encontramos ante un problema de oclusión de clase II.

Un tratamiento a medida

Desde nuestro blog sobre Invisalign, hemos hablado en diferentes ocasiones sobre los diferentes problemas de mordida que podemos encontrarnos en nuestro día a día. La sobremordida, uno de los más comunes, es una de las consecuencias que se desprende de la retrognatia. No obstante, conviene saber que no todos los problemas relacionados con la oclusión afectan de manera funcional a nuestra dentadura. En algunos casos, nos encontramos con patologías cuyo impacto principal reside en la estética que transmite nuestro rostro, más allá de los problemas a nivel esquelético que pueden residir.

Detectar el retrognatismo es clave para poder diseñar un tratamiento completamente a medida. En nuestra clínica nos encargaremos de analizar la situación y estudiar cada caso en concreto con el objetivo de poder encontrar una solución que se adapte en todo momento a las necesidades con las que cuentan nuestros clientes. Esta es la única manera de asegurar la mejor experiencia posible para los mismos.

Recuperar la estética de tu rostro, así como encontrar la máxima funcionalidad de tu dentadura, es uno de los grandes objetivos que debes perseguir. Gracias al trabajo que llevaremos a cabo desde nuestra clínica, conseguirlo resultará más sencillo de lo que lo ha sido nunca.

La importancia de la estética facial

Como ya hemos mencionado previamente, la retrognatia es una problemática con origen esquelético, que puede tener importantes consecuencias en la funcionalidad de nuestra dentadura. No obstante, no conviene olvidar que tener el mentón retraído puede modificar considerablemente la estética facial de nuestro rostro. Generando importantes problemas de autoestima a quienes padecen este tipo de defectos.

Para poder alcanzar una solución que nos ayude a minimizar el impacto de este tipo patologías, es necesario diseñar un tratamiento a medida que sea capaz de asegurarnos en todo momento la máxima eficacia. Gracias al equipo médico que puedes encontrar en mis clínicas dentales, conseguirlo será más sencillo que nunca.

En algunos casos, conviene saber que es frecuente combinar esta cirugía con un abordaje ortodóntico de calidad. De este modo, podemos resolver todo lo relacionado con la estética mandibular. Así como corregir los defectos que el retrognatismo ha imprimido sobre nuestra sonrisa. Permitiendo solucionar, en una misma acción, todo lo relacionado con esta cuestión.

¿Qué es la retrognatia dental?

Como ya hemos mencionado, bajo el término retrognatia hacemos referencia al problema provocado por un problema óseo. Es la situación que sucede en el momento en el que el hueso de la mandíbula no se desarrolla de manera correcta. Frenando su crecimiento de manera considerable. Este hecho provoca que la mandíbula quede muy por detrás del maxilar superior. En algunos casos, el impacto es tal que genera una estética en nuestra mandíbula muy particular, que necesita ser resuelta cuanto antes.

En el caso de que suframos de retrognatia, la mandíbula impedirá que nuestros dientes contacten de manera correcta. Por lo que no podremos llevar a cabo la acción de la mordida con una gran eficacia. En los casos más graves, cuando la patología se encuentra especialmente desarrollado, es posible alcanzar con la vista como los dientes de la arcada superior cubren completamente los dientes de la arcada inferior. Dando como resultado una patología que puede llegar a generar importantes problemas no solo a nivel de funcionalidad, sino también en el plano estético.

Es importante destacar, además, que nos encontramos ante un problema óseo que puede llegar a afectar de manera considerable a nuestras piezas dentales. Todos aquellos que padecen de retrognatia son perfiles que muestran una mayor propensión a padecer los defectos propios de la Articulación Temporomandibular (ATM). Por esta razón, el bruxismo es una de las consecuencias que suele estar presente en este tipo de problemas de mordida.

En el caso de que esta patología se encuentre en sus últimas fases de desarrollo, conviene saber que podríamos estar ante una obstrucción de nuestras vías respiratorias. Traduciéndose en que la apnea del sueño puede llegar a convertirse en un problema de dimensiones mayúsculas. Además, es frecuente que la retrognatia mandibular afecte tanto al habla como a la acción de tragar. La disfagia, en último término, puede ser uno de los problemas en los que termina por desencadenar.

¿Cuál es el tratamiento para corregir la retrognatia?

En primer lugar, conviene saber que antes de poder diseñar un tratamiento en función de las necesidades y de las características del paciente, conviene llevar a cabo un estudio que nos permita analizar cuál es la situación en la que nos encontramos. Elementos tales como el origen del problema, el grado de afectación y las causas que han provocado que se produzca este defecto de mordida actúan como factores determinantes en el momento de asegurar el mejor resultado de acuerdo a nuestras necesidades.

En el caso de la retrognatia es importante conocer que todos los tratamientos se diseñan respetando las características de cada paciente en particular. Por lo que los estudios previos individualizados son clave en el momento de alcanzar el mejor resultado posible.

Como norma general, conviene saber que es la cirugía ortognática el tratamiento más habitual para poder recuperar una mandíbula que ha sido afectada de manera considerable por la retrognatia. Dependiendo de cuál es el tipo de patología con la que nos encontramos, planificaremos un abordaje monomandibular o bimaxilar. En el primer caso, la intervención se desarrolla en su totalidad en el interior de nuestra mandíbula. En el segundo caso, el proceso de abordaje también se planifica en una intervención en el maxilar.

En nuestras clínicas dentales de Madrid disponemos de una amplia experiencia en la corrección de este tipo de problemáticas. Gracias a la formación con la que cuenta nuestro equipo de especialistas, corregir este tipo de problemáticas forma parte de nuestro día a día. Alcanzando en todo momento los mejores resultados para nuestros pacientes.

Confía en nuestro equipo y déjate guiar hasta alcanzar todas las soluciones que podemos ofrecerte. Nuestra experiencia, equipo e instalaciones son nuestra gran seña de identidad. ¿A qué esperas para probarlo y recuperar, por fin, la estética de tu sonrisa?

TAMBIÉN PODRÍA GUSTARTE

Sobre mí

Wiloke

Sara Gil

Soy la Dra. Sara Gil, especialista en ortodoncia Madrid y certificada Invisalign Diamond, y en esta web quiero dar información y respuesta a casos reales de ortodoncia invisible, la técnica de vanguardia que ha revolucionado la Odontología. ¡Bienvenid@s!

Contacta conmigo

Contacto

Si tienes dudas sobre cualquier tratamiento Invisalign o quieres comenzar con tu ortodoncia invisible, contacta conmigo.

Madrid

Sígueme

NEWSLETTER

Suscríbete y recibe toda la información actualizada de la técnica Invisalign.

Instagram

Instagram
Instagram
Instagram
Instagram
Instagram
Instagram