Imagen de entrada Sara gil

Caída de dientes de leche: Todo lo que debes saber

Hoy hablaremos en profundidad sobre los famosos dientes de leche y su caída. Este momento conlleva un proceso de cambio y requiere una atención especial para asegurarnos de que todo está bien. Para los más peques puede suponer el inicio de una nueva etapa de crecimiento. Hoy resolveré todas las dudas en torno a esta caída de los dientes

¿Quieres saber más? ¡Sigue leyendo!

¿Qué son los dientes de leche?

Son conocidos como los dientes temporales, ya que están un periodo de tiempo en nuestra dentadura hasta que se caen y son reemplazados por los dientes definitivos. Estos dientes de leche se van cayendo debido a la presión que ejercen los dientes permanentes que están erupcionando por debajo de la encía. 

La función principal de los dientes de leche es para aprender a masticar y pronunciar correctamente, pero no son tan resistentes como los permanentes. La boca de los pequeños se compone de 20 piezas dentales de leche en total; 4 incisivos, 2 caninos y 2 molares en ambas arcadas. 

¿Cuándo salen los dientes de leche?

En la mayoría de los bebés, los dientes aparecen entre los 6 y 12 meses.

¿Cuándo comienzan a caer los dientes de leche?

La caída de estos dientes es relativa y depende de factores como la genética o la alimentación. Por norma general, comienzan a caerse a partir de los 6 años, más o menos.

Se debe diferenciar entre la caída de los superiores e inferiores, puesto que son los primeros los que comienzan a caer antes. El proceso de cambio de los dientes suele completarse a los 12 o 13 años de edad. 

No debemos preocuparnos si nuestro hijo/a tiene una caída más o menos temprana, ya que puede ser algo normal. No obstante, deberemos estar alerta para detectar cualquier complicación como puede ser una caída prematura. 

Los casos de caída prematura se deben a diversos factores:

  • Traumatismos dentales o golpes en la boca. 
  • Dieta ineficiente: Con una carencia de calcio, magnesio, fósforo o vitamina D. 
  • Presencia de caries; llamadas caries de biberón. Esta infección puede acabar destrozando la pieza dental. 

Frente a esta situación, debemos acudir al dentista para que haga una revisión de la salud bucodental del pequeño y nos indique cómo actuar. Ponerle solución a la caída de los dientes de leche es necesario, ya que así evitaremos que el resto de piezas dentales se vean afectadas. 

¿En qué orden caen los dientes de leche?

El proceso de caída de los dientes de leche sigue un orden. Existe una secuencia de caída muy generalizada. 

  1. Incisivos: Primeros los centrales inferiores, luego superiores y laterales.
  2. Caninos o colmillos
  3. Molares temporales
  4. Molares o muelas: los niños no cuentan con el mismo número de piezas dentales que los adultos. Estos van erupcionando en largo periodo de tiempo. 

¿Qué hacer cuando se mueve un diente de leche?

En el momento en el que el diente de leche comienza a moverse notablemente, se puede complicar la pronunciación o incluso la alimentación. Lo más recomendable es no forzar la caída, ya que a lo mejor la salida del diente definitivo es más tarde y puede dañarse. Lo ideal es acudir a la consulta para que el especialista valore la situación.

En caso de que el movimiento del diente de leche sea más exagerado y notable y no provoca dolor en el niño, puede retirarse con cuidado sin ningún problema, ya que su caída es inminente. 

Recomendaciones para una correcta higiene de los dientes de leche

La higiene bucodental es tan importante en la edad adulta como cuando somos pequeños. Es necesario aprender desde niños las pautas necesarias para mantener una correcta higiene bucodental, puesto que lograremos cuidar las sonrisas. 

Los dientes de leche deben cuidarse igual que los definitivos, a pesar de que solo permanezcan en nuestra boca un periodo de tiempo. 

Cuando empiecen a salir los primeros dientes de leche se recomienda realizar un cepillado cuidadoso con movimientos circulares dos veces al día. Durante este proceso, lo mejor es acompañarles para comprobar que se hace correctamente. Así, el niño irá introduciendo este hábito como parte de su rutina. 

Cuando comiencen a tener autonomía, será el niño quien realice este proceso. Debe acompañarlo de hilo dental. 

Por supuesto, es importante acudir al dentista para que sea el experto quien evalúe el estado de salud de las piezas dentales y detecte cualquier posible anomalía. 

La higiene de los dientes de leche es fundamental, también para evitar una caída prematura de estos. Si tienes alguna cuestión, no dudes en consultarme.

Rate this post

TAMBIÉN PODRÍA GUSTARTE

Sobre mí

Wiloke

Sara Gil

Soy la Dra. Sara Gil, especialista en ortodoncia Invisible Madrid y en esta web quiero dar información y respuesta a casos reales de ortodoncia invisible, la técnica de vanguardia que ha revolucionado la Odontología. ¡Bienvenid@s!

Contacta conmigo

Contacto

Si tienes dudas sobre cualquier tratamiento de ortodoncia o quieres comenzar con tu ortodoncia invisible, contacta conmigo.

Madrid

Sígueme

NEWSLETTER

Suscríbete y recibe toda la información actualizada sobre la ortodoncia invisible.

ÚLTIMOS TWEETS

Si algo tiene de bueno esta #ortodoncia es que te permite guardar una total #higienebucodental durante todo el proc… https://t.co/Kp1ex1CMQM - 08:02 AM Aug 12th

¿Qué hago si se me cae un #atache? 🔹No pasa nada. Si se te cae un atache, siempre es mejor acudir a la #clínica a q… https://t.co/HFCbKqpGvK - 08:02 AM Aug 10th

¿Puedo practicar #buceo, #submarinismo u otros deportes? La #ortodonciainvisible está especialmente diseñado para t… https://t.co/f03WgRhZBc - 08:02 AM Aug 8th